Tras 30 horas de acampe, Juan Grabois levantó su protesta en Lago Escondido

El dirigente se instaló en la propiedad de Joe Lewis junto a 100 militantes para reclamar por un acceso público a Lago Escondido.

La irrupción de Juan Grabois y un grupo dirigentes sociales en la propiedad Joe Lewis en Lago
Escondido llegó a su fin, ya que el titular del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) anunció su retirada del lugar junto al grupo de más de ochenta personas –varios dirigentes sociales y
hasta un diputado nacional– con los que se filtró en la estancia del magnate británico e instaló un acampe.

Los manifestantes fueron retirados por la policía de Río Negro y un grupo de fiscales a cargo, entre ellos Francisco Arrien, de El Bolsón.

Habían llegado hasta el lugar por un camino de ripio el pasado martes para denunciar la existencia de «un Estado paralelo» y «solo accesible los jerarcas del poder judicial, las fuerzas de
seguridad, los medios hegemónicos y los políticos serviles al poder real». También por «las ocupaciones ilegales de Joe Lewis en el sur».

La noticia, por otro lado, se produjo luego de que se filtraran una serie de videos en los que se ve a Grabois y su grupo, que llegaron a desplegar hasta nueve carpas a la orilla del famoso espejo de agua, discutir con trabajadores del lugar y efectivos policiales de la provincia. La tensa situación fue difundida por Hidden Lake S.A., la empresa que se encarga de administrar la propiedad de Lewis, de 85 años y dueño de la séptima mayor fortuna de Inglaterra.

En los documentos, se lo ve al también líder del Frente Patria Grande decirles «chupamedias del inglés» a los empleados y que «si hay alguno que tiene espíritu de inglés, que se vaya a Inglaterra
y a otra cosa».

También se puede ver a Grabois recordarles el «color de piel» a los empleados y llamarlos «cagones» por haberles prendido los aspersores de riego en la zona en donde se habían instalado para
protestar.

«Yo sé que ustedes tienen un empleado inglés, sé que no es su culpa, sé que están laburando. El inglés los desprecia a ustedes igual que nos desprecia a nosotros. No les va a dar un aumento, no
les va a dar un premio. Los detesta, les paga poco, los tiene laburando en condiciones de mierda», les dijo Grabois, que estuvo acompañado por Federico Fagioli, uno de los diputados del Frente
Patria Grande, que forma parte del Frente de Todos (FdT).

En medio de esa tensa situación, por otro lado, se escucha la respuesta de un empleado. «Yo estoy laburando, loco. Todos los días laburo yo. ¿Por qué no vienen cuando hay un incendio? ¿Por
qué no vienen cuando hay un metro de nieve y la gente no puede salir?». Desde Hidden Lake S.A. anticiparon que denunciarán a Grabois por «violación de domicilio, intrusión, amenazas, daños a
la propiedad privada y violencia de género» por haberle pegado un manotazo a una trabajadora que lo filmaba con su celular.

Más temprano, desde el Frente Patria Grande publicaron un hilo de Twitter donde afirmaron que se les cortó adrede la comunicación y dieron su versión de los hechos.

«Suponemos que fue inhibida como forma de amedrentamiento y aislamiento comunicacional. Todos los integrantes estaban bien, aunque durante el día sufrieron distintos tipos de hostilidades
por parte de las patotas de Lewis», apuntaron.